Colombia: Joven manifestante recibe ocho disparos

Violentas protestas en Colombia

“Nos están matando”: ciudadanos indignados por el caso de Lucas Villa, un estudiante que fue baleado durante las protestas en Colombia.

El estudiante de Ciencias del Deporte y la Recreación en la Universidad Tecnológica de Pereira (UTP) está en estado crítico internado en cuidados intensivos.

“Nos están matando en Colombia”, fueron algunas de las últimas palabras que pronunció el estudiante y activista Lucas Villa Vásquez antes de recibir ocho disparos.

El estudiante Lucas Villa participando de la protesta en Colombia

La noche del miércoles 5 de mayo en la ciudad de Pereira, la capital de Risaralda, sujetos desconocidos atacaron a los manifestantes con armas de fuego.

Al borde de la muerte

El estudiante Lucas Villa Vázquez (37) ingresó a las 07:59 de la noche (hora de Colombia) al Hospital Universitario San Jorge en estado crítico.

El gerente de la clínica, Juan Carlos Restrepo, reportó que su pronóstico era reservado y está a la espera de su evolución.

“Está siendo atendido por Neurocirugía, Neurología clínica e intensivistas. El paciente inmediatamente fue intubado y trasladado a la unidad de cuidados intensivos”, contó el galeno.

Durante el ataque también resultaron heridos de gravedad Andrés Felipe Castaño, con lesiones en cuello y abdomen; y Javier David Clavijo, con un disparo en la pierna.

En las redes sociales se vio circular esta imagen.

Imagen

Violencia en Colombia

Tras el incidente, cientos de jóvenes se auto convocaron este jueves a una velada en Pereira para exigir justicia por Lucas, Andrés y Javier.

Así mismo, durante las protestas, la Defensoría del Pueblo reportó 24 fallecimientos, 352 personas lesionadas y 89 desaparecidos.

Pero otras organizaciones sociales elevaron la cifra a 34 muertes y más de 300 desaparecidos durante las protestas sociales y la represión ejercida por la fuerza pública y por civiles armados.

Luego, la organización Temblores denunció 1.708 casos de violencia policial contra manifestantes y 110 agresiones con armas de fuego.

La respuesta del gobierno

El presidente de Colombia, Iván Duque, condenó el ataque armado en Pereira y le pidió al director de la Policía Nacional dar “con el paradero de los culpables y llevarlos ante la Justicia”.

“No toleramos estos actos de violencia y los rechazamos”, aseveró Duque.

De otro lado, el alcalde de Pereira, Carlos Maya, convocó la formación un “frente común” para “recuperar el orden en la seguridad ciudadana”.

La autoridad pidió a los “miembros de la seguridad privada” a que se unan a la Policía Nacional y el Ejército para aplacar las protestas.

Luego, las declaraciones de Maya fueron criticadas y en Twitter se viralizó el hashtag #MayaDioLaOrden.

Finalmente, el alcalde ofreció una recompensa de 50 millones de pesos colombianos (unos 13.000 dólares) por información que ayude a la captura de los atacantes.

Ya son 9 días continuos de protestas contra el gobierno, luego que el presidente presentara un proyecto de ley para incrementar la taza de impuesto.

Aunque a los pocos días de desatada la violencia, el Presidente retiró la propuesta para ser reevaluada, las manifestaciones no cesaron.

Continúan las protestas en Colombia

La población ha denunciado inclusive que se ha cortado el suministro de energía eléctrica e Internet.

Mas tarde, las redes sociales se han inundado de vídeos caceros con imágenes de los enfrentamientos.

También, los internautas publicaron un vídeo del momento exacto en que Lucas Villa recibió los disparos.

En medio de la violencia y bloqueos en las calles, se ha reportado desabastecimiento de alimentos en varias ciudades colombianas.

En la ciudad de Pereira, los ciudadanos han reportado desabastecimiento de alimentos y de gasolina.

Debido al desabastecimiento, los precios de insumos básicos se han disparado, una tragedia en medio de la crisis económica y sanitaria.

Según datos oficiales, en Colombia el 42,5 % de la población se encuentra en pobreza monetaria y el 15,1 % en condiciones de pobreza extrema.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *