Francia inicia nuevo confinamiento a partir del 30 de octubre para frenar segunda ola de COVID-19


En un mensaje transmitido por televisión, el presidente Emmanuel Macron anunció este miércoles un decreto que obliga a Francia a un nuevo confinamiento a partir del viernes y hasta al menos el 1 de diciembre,  para detener la segunda ola de COVID-19. 

Los bares, restaurantes y negocios no esenciales cerrarán, pero a diferencia del confinamiento de dos meses impuesto entre marzo y mayo, las escuelas permanecerán abiertas, señaló Macron. 

El gobierno francés buscaba a toda costa evitar un segundo confinamiento nacional que golpearía a la economía e impuso un toque de queda nocturno de 9 p.m. a 6 a.m. en París y en las principales ciudades del país desde hace dos semanas.

El Ministro de Salud, Olivier Véran, estimó que en dos o tres semanas se vería si el toque de queda funcionaba, pero el aumento exponencial de casos ha obligado al gobierno a contemplar la nueva medida.

“El toque de queda no ha dado todos los resultados que esperábamos, debemos sacar conclusiones muy rápidamente y tomar medidas radicales para detener una segunda ola epidémica devastadora”, señaló Frédéric Valle Toux, jefe de la Federación de Hospitales de Francia.

Tras el anuncio, muchos parisinos tomaron la decisión de dejar la ciudad registrándose 335 kilómetros de embotellamiento vehicular en la región parisina, el doble de lo normal.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *